¿Sobre qué tema quieres leer? Tenemos (casi) de todo

Todavía hay más temas... busca aquí el que te interesa

16 de abril de 2006

El mundo al revés


Una de las preconcepciones que más asumidas tenemos es la de norte y sur. Se plantea si la proyección del mapamundi que conocemos más comúnmente es la más correcta o si tiene aproximaciones condicionadas por la política. Pero lo que parece que cuesta más plantearse es si los conceptos de norte y sur que tanto nos hacen ver a unas personas de una forma y a las otras de otra, son en realidad convenciones. La tierra no está colocada boca arriba sujeta a nada, tanto la podríamos ver tal cual la vemos, como invertida.

Si hiciéramos eso, se acabarían todas las ideas sobre el sur y el norte, habría que darles la vuelta. Lo de que el norte es más rico y desarrollado, el sur más pobre, ya no valdría. Palabras despectivas como sudaca u otras, tampoco nos servirían más. Bien, se daría todo la vuelta y se inventarían otras palabras y acabaríamos en lo mismo, pero no me digáis que así de repente, no supondría un cambio de esquemas enorme.

He buscado imágenes en Internet y, claro, esta idea ya estaba contemplada. El mapa que he incluido aparece como símbolo de la lucha anti-globalización. Sobre ese tema también habría mucho que hablar, pero mejor no mezclar una discusión con otra. Si nos globalizáramos de verdad, si todos nos comportáramos como un solo país en cuando a impuestos, aranceles, igualdad de salarios y de precios… entonces estaríamos mucho mejor. La globalización no es mala, es mala la explotación que se hace hoy en día y que se ha dado en llamar así, pero si verdaderamente estuviéramos globalizados, ni siquiera podríamos hablar de primer mundo y de tercer mundo.
(Si desea añadir un comentario, haga clic sobre la palabra “comments”. Si desea recomendar el artículo a otra persona, haga clic en el icono del sobre).