¿Sobre qué tema quieres leer? Tenemos (casi) de todo

Todavía hay más temas... busca aquí el que te interesa

30 de junio de 2008

¿Consideración o hipocresía?


En la película de Kim Ki-Duk Aliento (Soom, 2007) se ve cómo un condenado a muerte trata en diferentes ocasiones de suicidarse, pero falla por no tener a mano los instrumentos necesarios. La ejecución se va posponiendo, según el hombre ingresa en el hospital, y se espera hasta que la recuperación sea total.

Mi abuelo tenía sólo nueve dedos de los pies. Cuando era joven y luchaba en la guerra, estuvieron a punto de fusilarlo. En el último momento, se dio un golpe con un azadón en un pie y tuvo suerte de perder solo un dedo… y de que la cosa fuese muy escandalosa. Bueno, también tuve suerte yo. Al librarse de ser fusilado en aquel momento, cambiaron las tornas de alguna forma y ya no volvió a situarse ante el pelotón de ejecución.

La cuestión que quiero decir es que, aunque se venda como acto humanitario, me parece una enorme hipocresía no ejecutar a alguien porque esté herido. Y ya se me antoja incluso cruel que los curen para poder matarlos bien, probablemente porque rematarlos ante una enfermedad o ante una herida autoinfligida supongo que les parecería una cobardía. Sin embargo, ejecutar cuando están sanos es algo lícito, ¿no?