¿Sobre qué tema quieres leer? Tenemos (casi) de todo

Todavía hay más temas... busca aquí el que te interesa

8 de julio de 2009

Los hermanos Jane y John Doe son primos de Roger

A raíz de una entrada de Dillinger (antiguo coautor de este blog), estuvimos hablando del protocolo para designar a los cadáveres sin identificar: Jane Doe, si se trata de una mujer, y John Doe, si se trata de un hombre. Estos nombres se emplean también cuando se quiere mantener el anonimato de alguna persona viva o cuando se desconoce su identidad. Abajo está la explicación legal completa en letra pequeña, para quien le interese*.

También llegamos a mencionar que se utiliza para los soldados: G. I. Joe o G. I. Jane. Con el nombre femenino tenemos la famosa película en la que Ridley Scott dirigió a Demi Moore, traducida como La teniente O'Neill, y con el masculino se estrenará una el mes que viene, G. I. Joe: The rise of Cobra, cuyo título se ha quedado en G. I. Joe en nuestro país.

En su momento no hice un post específico sobre el tema porque me dio la impresión de que, en general, se solían hacer buenas traducciones cuando aparecían estos apelativos provisionales. Aunque aquí no haya unos nombres y apellidos para estos casos, se pueden buscar siempre soluciones, como decir "desconocido/a", "anónimo/a", etc… Y ya comentamos que, en la película de Capra, Meet John Doe, el título Juan Nadie nos había parecido una buena equivalencia, aunque no se trate de algo común.

Sin embargo, ahora encuentro que es necesario llamar la atención sobre estos nombres, pues me he topado con dos casos seguidos de malas traducciones al respecto y, si en dos días he visto dos, es que habrá muchos más. Uno fue en el doblaje de Difícil de matar (Hard to Kill, 1990), de la cual vi medio minuto haciendo zapping. El otro estaba en los subtítulos oficiales de la distribuidora –y éste no era su único error— de la película Más allá de la duda (Beyond a reasonable doubt).

Lo que han hecho los traductores, a los que, para no desvelar su identidad, llamaremos John Doe en la película de Seagal y Jane Doe en la de Michel Douglas; es dejar los nombres sin traducir, como si se tratase de eso, de los auténticos nombres de las personas. Así, al igual que ocurrió con Roger (del que ya hablamos aquí), se han inventado unos personajes que no existen y han alterado el sentido que tenía el original: han eliminado el dato de que esas personas estaban no identificadas o querían permanecer en el anonimato.

Lo mismo ha ocurrido con la serie protagonizada por Dominic Purcell, "John Doe", que ha mantenido el título sin traducción, pero claro, aquí lo que tenemos entre manos es un juego de palabras porque el protagonista, efectivamente, se llama John Doe. De todas formas, un subtitulito no le habría venido mal.

Sería muy gracioso escribir un guión de broma en el que dos de los personajes se llamasen Jane y John Doe y un tercero, Roger. Aunque ya se hizo un gag parecido con el comandante Cambio (Captain Oveur en inglés) en Aterriza como puedas (Airport!).

* John Doe
fictitious plaintiff in a legal action, attested
from 1768 (in Blackstone). The fictitious defendant was Richard Roe. By 1852,
John Doe was being used for "any man whose name is not known." John Doe warrant
attested from 1935. John Q. Public "average American citizen" is from 1937. In
legal usage, John Doe replaced earlier John-a-nokes (1531), who usually was
paired with John-a-stiles.

John Doe had its beginnings in legal use.
From the 15th century to the 19th, John Doe was, in England, a legal fiction
standing specifically for the plaintiff in a dispute over title to real
property. Richard Roe was the name given to the defendant. In order to avoid
dealing with the rigid restrictions legally imposed on such matters in English
common law, someone who wanted to regain possession of land from which he had
unjustly been evicted would bring a different kind of action--an "ejectment"
suit--in the name of John Doe, his fictional tenant.

The name John Doe
is generally used in the United States as a placeholder name for a male party in
a legal action or legal discussion whose true identity is unknown. Male corpses
or emergency room patients whose identity is unknown are also known by the name
John Doe. A female who is not known is referred to as Jane Doe. A child or baby
whose identity is unknown can be referred to as Baby Doe or, in one particular
case, as Precious Doe. Additional people in the same family may be called James
Doe, Judy Doe, etc. Widely used in the United States of America, though rarely
used in other English-speaking countries.

The Doe names are often,
though not always, used for anonymous or unknown defendants. Another set of
names often used for anonymous parties, particularly plaintiffs, are Richard Roe
for males and Jane Roe for females (as in the landmark U.S. Supreme Court
abortion decision Roe v. Wade). The Oxford English Dictionary states that John
Doe is "the name given to the fictitious lessee of the plaintiff, in the (now
obsolete) mixed action of ejectment, the fictitious defendant being called
Richard Roe". Likewise, the Nuttall Encyclopaedia states that John O'Noakes or
John Noakes is a fictitious name for a litigious person, used by lawyers in
actions of ejectment.

Even outside the specific legal context, the name
John Doe is often used in general discourse and popular culture to refer to an
unknown person. A famous example is the Frank Capra film Meet John Doe.